Préstamo a Trabajadores

Si su empresa presta dinero a un trabajador a un tipo de interés inferior al legal, deberá imputarle una retribución en especie por la diferencia …

Un trabajador le ha solicitado un préstamo para hacer frente a un imprevisto, y le propone devolvérselo en varios meses, a medida que cobre su nómina.  Pues bien, si le concede dicho préstamo y no pactan intereses (o el tipo acordado es inferior al interés legal, que es del 3% en 2016), deberá imputarle una retribución en especie por la diferencia hasta el interés legal e ingresar en Hacienda el correspondiente ingreso a cuenta.

Si la empresa no repercute el ingreso a cuenta al trabajador, dicho ingreso también constituirá una mayor retribución en especie para él.

Anticipos. No obstante, en algunos casos no deberá imputar al trabajador ninguna retribución en especie. En concreto, cuando se trate de anticipos en los que se cumplan los siguientes requisitos:

  • Que la cantidad anticipada sea salario ya devengado (del mes en curso, o la paga extra ya generada por los días trabajados).
  • Que el reintegro se produzca en el momento en que dicha suma se debería haber satisfecho (es decir, a final de mes o en el momento de abono de la extra).

Ejemplo 2. El 15 de junio su empleado le pide un anticipo de los 15 días del mes trabajados. Si lo reintegra al cobrar la nómina de junio no deberá imputarle ninguna retribución en especie, pero sí deberá hacerlo si le propone su reintegro más allá de dicha fecha.

Ejemplo 1. El 1 de junio de 2016 su empresa presta 20.000 euros a un trabajador, pactando que éste los devolverá a partir del 1 de julio en diez mensualidades de 2.000 euros (sin intereses). Apunte. Vea la retribución en especie y el ingreso a cuenta si al trabajador le corresponde un tipo de retención del 25%:

 

7101000.01